El concordiense Marcos Kremer, uno de los puntos más altos de Los Pumas en el triunfo frente a los All Blacks, habló de la importancia de la conquista, pero dio cuenta de tener los pies sobre la tierra. Además se refirió a la preparación del choque de este sábado frente a Australia y le brindó un mensaje al público argentino.

Cuando el ex entrenador de los Pumas, Gonzalo Quesada se fue para Stade Francais no dudó en llevarse al entrerriano con él. ¿Hay dudas del porqué de la decisión del DT? El ex Espinillos y Salto Grande terminó con 28 tackles, la cifra máxima para un jugador argentino desde 2015, demostrando el despliegue físico y toda su potencia. Fundamental tanto en defensa como en el juego aéreo del line. Llegó con ritmo de Francia propio de la alta competencia del rugby Galo.

De todas formas el hombre récord de la semana pasada en ese rubro dijo que «el número de tackles fue el máximo desde que juego, pero no me conformo». Además, como es habitual en un partido del elenco argentino se destaca la unión y Kremer lo sostuvo «fue un buen partido en defensa de todo el equipo, aporté lo mío. Gracias a Díos ganamos y estamos con ganas de buscar más y de perfeccionar, la clave está en no relajarse, la defensa tiene que ser una bandera», consideró el concordiense.

Por su parte a dos días del segundo juego argentino que será ante Australia, Kremer resaltó el estado de animo del grupo y la corrección de detalles que son importantes para no dejar librado nada al azar. «La parte del grupo es la parte más fuerte», destacó. No obstante, realizó un análisis de cómo se puede dar el partido ante los Wallabies, «claramente en los primeros veinte minutos se va a jugar el partido, quién tiene la mejor defensa o el mejor ataque después de eso se verá», remarcó.

Amén del histórico triunfo ante Nueva Zelanda, el entrenador Mario Ledesma hizo foco en los pequeños detalles para corregirlos, trabajando en la defensa y en los lanzamientos directos reforzando más que nada lo que ya venían haciendo, simplemente para mejorar. De ese partido el gigante de nuestra ciudad destacó que «fue algo muy importante para toda la gente que apoya a nuestro rugby, pero sabemos que es un partido más por sino nos activamos el finde que viene se viene paliza y creo que un equipo serio eso no quiere. Así que desde el lunes temprano dimos vuelta la página y nos pusimos a pensar en Australia», cerró.

Escuchá la palabra de Marcos Kremer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.